jueves, junio 11, 2009



Odiaba ir a las fiestas y bailaba horrible. Solo conocía las plantas, los libros y los órganos humanos, en si, le maravillaba la vida, fuera de la vida social.
Un día tomó su espíritu y salio por la ventana, lo habían llevado cargando a modo de rey sobre una de las sillas de la sala.
Después, la sala estaba vacía, el comedor verde, verde, frío y solitario. Sin el peso de su cuerpo que abarcaba un tercio de la mesa, sin el peso de su presencia que abarcaba un espacio tremendo e inmesurable.
Era un niño en el fondo, un incomprendido que se desentendía de todas las cosas mundanas, que pasaba por encima de ellas a pesar de que eran humanidad en su mas pura definición.
Se ensució el codo de aguacate alguna vez, no dijo nada y simplemente volvió a colocar el codo donde se había encontrado siempre.
-Ya te limpiaste el codo?.
-Si
pero no le creía, y cuando le levanta el codo, la mancha verde sigue ahi. Y con pujidos de extenuación le limpia el codo y mantiene su expresión de fatiga y sobre saciamiento psicológico, moral y humano. Su presencia es la de un niño que requiere ser cuidado, ser amado pero solo como él entiende, en el fondo, todos somos muy voraces.
Ella se muere de ganas por salir a bailar, se ha quedado atrapada en los años que bailaba con su hermano y que el mundo era otro lugar, uno mas feliz.
Un día encontraron una carta que decía "me siento infinitamente solo", y a pesar de sus silencios y sus mundos enmudecidos había habido un momento en que había tenido la necesidad de gritarle al mundo humano lo solo que se sentia, ella con sus necesidades, él tan inmerso en las plantas y las criaturas no humanas. Talvez él mismo se había olvidado de cómo se comunicaba su propia especie.

El día aquel metido en una caja, con algodones en la nariz, pensaba que era lo que quedaba de esa criatura tan mágica que había sido toda su vida, cabía ahora todo en una caja de madera. Me quedé curiosa de saber quién era él, cuantas cosas habría sabido escuchar sin decir nada a nadie ¿porqué odiaba que le tocara el cuello?, pero estaba silente, como dormido pero su cuerpo mas flojito aún, como si aquello que lo mantuviese junto y firme, simplemente ya no estuviera ahi.

La caja, que es una casa y que nos protege de todo el mundo exterior y todo lo que nos da miedo, estaba hueca hueca. Y ella se empezó a sentir sola, sola no sé si como él se había sentido antes o una soledad más simple, la soledad de notar la ausencia de un cuerpo, de saber que no habría nadie que le cambiara los focos a las lámparas o que le diera cuerda al reloj del péndulo.
Comenzaron nuevamente por decirlo así "los bailes" y disfrutaba de una libertad mas nueva y mas valorada. Pero seguía materialmente sola.

5 comentarios:

Mojik dijo...

pos no se!!!...ami el personaje de Wolwerine que conoci en los comics!!...era un ser superagresivo!!!....no era guapo!!....y tenia pansa chelera!!! U________U nada que ver con este wey!!!......y el Modulor de Lecorbusier!!........creo que ahi dos!!...uno con medidas humanas de Europa y otro con medidas Americanas!!!...en si!!....es en base a proporciones!!...la proporcion aurea es una proporcion grafica, mientras que el Modulor es una proporcion numerica!!! :/

Mojik dijo...

ami....de morro cuando iva a fiesta no me gustaba baylar....y si lo haci a lo hacia horrible!!.....asi que mejor me sentaba mientras todos me tiraban mierda de que era un pinche wey aburrido!!!....ya me voymil!!!....Fabz vale vergamil!!!...antes de que firme pues!!!XD

Mojik dijo...

aqui considero que esta muy bien explicado ese pedo del Modulor!!!!! http://www.caracascafe.net/modulor/?p=4

Mojik dijo...

ajajajaXD
http://chakalozo.elbruto.es
(U.U)

BESSIE CERÓN dijo...

vendrás?